Sin categoría

LA DIPUTADA MOLINAS opinó que “hay un grupo de bananeros que alienta la negación de la verdadera realidad”.

825 Visitas totales, 6 Vistas de hoy.

La legisladora, referente de CAMBIEMOS, oriunda de la zona núcleo bananera dijo que “llama poderosamente la atención que un grupo de productores identificados como pertenecientes a la FAA haya realizado un viaje a la Capital Federal para regalar bolsos de banana como forma, según ellos, de visibilizar la crisis por la que atraviesa el sector”.
 
“Hay que poner las cosas en su lugar – dijo la legisladora que siempre acompañó los reclamos de los chacareros – porque hay un grupo de bananeros que no quieren ver la verdadera realidad. A esta altura de la zafra ya se comercializó más del 50 % de la producción de casi mil hectáreas del cultivo y la compra la siguen realizando regularmente los acopiadores privados y una cooperativa de productores;  eso me consta”, señaló.
 
Molinas agregó que “el sector viene arrastrando complicaciones en el mercado desde hace muchos años, atravesando por un periodo en que la fruta fue perdiendo prestigio por la falta de calidad, principalmente en la presentación, factor que le jugó en contra a la hora de competir en los principales mercados. Sabemos que desde el gobierno provincial se realizó la asistencia técnica y de insumos para mejorar la calidad pero le han soltado la mano en la parte más importante que es en la comercialización”. En este sentido expresó que “hay que reconocer que la nueva gestión de la Agricultura Familiar dependiente de Agroindustria de la Nación apuntó en la coordinación con una cooperativa de Tacaaglé en la compra, priorizando a los más pequeños productores ,logrando colocar nuevamente muy buena  banana en el principal mercado del país, respetando los standares de calidad.
 
Si hablamos de crisis, claro que hay crisis en esta época del año, como resultado del comportamiento del clima como las heladas que recientemente afectaron los cultivos, la hay también en el mercado por la sobreoferta y la baja demanda que son propias de la estación. Estas  son las contingencias que enfrenta el productor año tras año por lo que debe estar preparado para resolver esos desafíos a la hora de encarar nuevas tareas.
 
Ante este panorama propongo a los responsables del “bananazo” que ahorren ese sacrificio orientando sus esfuerzos en la tarea conjunta entre todos los sectores para trabajar en una opción estratégica para adaptarnos a las demandas del mercado cada vez más competitivo, fomentando principalmente la asociatividad y el cooperativismo para lograr mayor capacidad de negociación y alternativas de venta  y con la coordinación del Estado, a través de sus organismos,  canalizar bienes, servicios, información y asistencia técnica.
 
Esos son los retos que hay que resolver. En la nueva gestión del ministerio de Agroindustria se ha demostrado que la problemática bananera está en su agenda porque hay acciones positivas que hay que valorar. El programa de compra de la fruta y la asistencia con insumos a través de cooperativas  está en marcha, se está implementando un proyecto para la construcción de 14 centros de empaques que se ubicarán en distintas colonias, más una sala de maduración. Si comparamos estas acciones con la indiferencia del Estado que por décadas sobrellevaron con las gestiones anteriores, se van a dar cuenta que la realidad es otra.”, concluyó

Comments

comments

Comenta aquí