Sin categoría

Todo listo para la salida de Ezequiel Barco por una cifra impresionante

700 Visitas totales, 3 Vistas de hoy.

Las novelas también tienen un final. Y este, con la venta de Ezequiel Bar- co, tuvo suspenso pero no sorpresas. El pibe de 18 años jugará en el Atlanta United de Estados Unidos, Independiente recibirá por el pase 15 millones de dólares limpios más un porcentaje de una posible futura venta a definir. En total Barco jugó 57 partidos y convirtió 8 goles entre torneo local, Copa Sudamericana y Copa Argentina.

No parecía haber otra salida para este laberinto en el que el jugador había metido a la dirigencia roja. El pibe nacido en Villa Gobernador Gálvez forzó este desenlace porque, según argumentaron desde su entorno, fueron los propios directivos de la institución de Avellaneda quienes antes de las finales de la Copa Sudamericana contra Flamengo le habían prometido en la cara que sería vendido a la Major League Soccer.

Es que había un acuerdo de palabra entre Independiente y Atlanta United por 12 millones de dólares. Sin embargo, tras la actuación estelar del juvenil en el Maracaná, con gol de penal incluido, Hugo y Pablo Moyano -presidente y vice, además de padre e hijo- le subieron la cotización. En realidad, pidieron el doble en un primer momento. Pero desde Estados Unidos avisaron que no podrían pagar 24 millones netos, algo así como 32 millones brutos.

Ofrecieron, en cambio, 12 millones a pagar al momento de la firma más otro millón en diciembre y otros 4 millones más en bonus por objetivos (presencias, goles, títulos) a cobrar en 2019 y 2020 de alcanzarse. La oferta fue rechazada por la CD del Diablo antes del inicio de la pretemporada. Esto enfureció al jugador, quien decidió no presentarse a las prácticas. Desde la dirigencia apuntaron al representante, Adrián Faija, acusándolo de mala influencia y cortaron el diálogo. Al mismo tiempo, intimaron a Barco con una carta documento para que se presentara al entrenamiento y avisaron que demandarían ante la AFA al empresario por no tener licencia para operar (desde su lado argumentan que está registrado en Inglaterra como agente). Nada modificó la dura postura del chico, que siempre tuvo en claro que se quería ir para poder dar un salto en lo económico y así ayudar a su familia.

Al ver que la cuestión iba en serio, los directivos retomaron la negociación con el club cuyo primer equipo es dirigido por Gerardo Martino por otra vía y avanzaron en lo que derivó en el acuerdo que casi se cerró ayer.

La opinión de los hinchas en las redes sociales quedó partida. Por un lado se expresaron los indignados por el accionar del futbolista de la Sub 20 de Argentina; otros, en tanto, apoyaron su decisión. Sin dudas, toda esta novela fue un punto negro innecesario que, si bien no opaca todo lo bueno que hizo con la camiseta colorada, provoca una salida que lejos está de ser la ideal.

Ahora, desde Avellaneda evalúan cómo invertir el dinero que recibirán. Una parte se destinará para cancelar deudas, pero otra irá para reforzar el plantel que tendrá que afrontar un año con variadas competiciones: Superliga, Recopa, Copa Libertadores, Suruga y Copa Argentina. En estas horas apretarían el acelerador por el uruguayo Alejandro Silva, quien podría llegar desde Lanús a cambio de 2.8 millones de dólares. Otro que interesa y mucho es Fernando Gaibor, el volante ecuatoriano de Emelec, tasado en 6 millones de dólares. El que no vendrá, según dijo ayer Pablo Lavallén en Radio Uno, es Matías Suárez: “Agradeció la propuesta de Independiente pero nos dijo que se queda con nosotros”, aseguró el DT de Belgrano.

 

Comments

comments

Comenta aquí