Policiales

Ocho sujetos atacaron con violencia a policías para impedir la aprehensión de otro que cobraba peaje lesionando a cinco efectivos; hay cuatro detenidos

Ocurrió entre las manzanas 6 y 7 del barrio Juan Domingo Perón, donde se detuvo a un sujeto que cobraba el paso a transeúntes; los familiares arremetieron contra los policías lesionando a cinco de ellos, procediéndose a la detención de otros tres agresores haciendo cesar el delito.

Este viernes desde las 23 horas, efectivos de la Policía de Formosa dependientes de la Delegación de la Unidad Regional Uno Distrito Cinco, fueron afectados para participar de operativos de seguridad ciudadana y vial en horario nocturno, con la finalidad de brindar tranquilidad a la comunidad formoseña en la zona norte de la ciudad.

Alrededor de las 00:30 horas durante las recorridas fueron alertados por vecinos que un sujeto cobraba peaje a los ocasionales transeúntes entre las manzanas 6 y 7 del barrio Juan Domingo Perón de esta ciudad.

En el sitio identificaron al sujeto y procedieron a su aprehensión. Mientras identificaban al hombre salieron de viviendas lindantes unas ocho personas, entre hombres y mujeres, quienes reaccionaron con inusitada violencia con escombros, palos y otros elementos contundentes arremetiendo contra los auxiliares de la justicia, produciéndose un forcejeo con intenciones de liberar al detenido, oponiendo tenaz resistencia al procedimiento arrojando golpes de puño y patadas a los efectivos.

Rápidamente se solicitó apoyo a otros móviles. Con la llegada de más efectivos se redujo y detuvo a cuatro personas (tres hombres y una mujer), a quienes se les colocó las esposas por razones de seguridad; arrojando como consecuencia un saldo de cinco efectivos policiales lesionados. Pese a la violencia expuesta por los inadaptados, los funcionarios públicos actuaron con profesionalismo e hicieron cesar rápidamente el delito.

En el lugar con la presencia de testigos se realizó acta de constatación y se secuestraron trozos de madera, varios escombros, entre otros elementos de prueba utilizados para agredir a los uniformados.

Detenidos y secuestros fueron trasladados a la Comisaría Séptima, donde continuaron con la actitud agresiva hacia los uniformados y al ingresar a la guardia, uno de ellos pateo y rompió una mesa utilizada para la atención al público, para luego autolesionarse contra la pared y amenazar de muerte a los presentes.

La situación fue observada por otras personas que en ese momento aguardaban para realizar otros trámites en la dependencia, quedando atónitos ante la reacción del joven, quienes oficiaron de testigos de todo lo ocurrido. Por otra parte, se presentó un vecino de 70 años, quien radicó denuncia por las amenazas realizadas por los detenidos.

Al respecto se inició causa judicial por “Atentado y Resistencia contra la Autoridad a Mano Armada en Poblado y en Banda, Intimidación Pública, Lesiones, Daño y Amenaza”, situación que se notificó a los detenidos quedando alojados en esa dependencia los hombres; en tanto la mujer fue alojada en la Unidad Penitenciaria Provincial N° 2 (de mujeres), dándose intervención al Juzgado de Instrucción y Correccional N° 5 de esta ciudad.

Comments

comments

Comenta aquí