Nacionales

Ciccone: Amado Boudou pidió que exfuncionarios declaren en el juicio oral

El exvicepresidente quiere que Ricardo Echegaray y Katya Daura sean testigos. Ambos están imputados. También solicitó el testimonio de Víctor Hugo Morales.

El exvicepresidente de la Nación Amado Boudou pidió hoy que exfuncionarios del gobierno kirchnerista declaren como testigos en el juicio oral por el caso «Ciccone» y que se realicen peritajes antes del inicio del proceso.

Boudou le pidió al Tribunal Oral Federal 4 que Ricardo Echegaray, extitular de la Administración Federal de Ingresos Públicos, y Katya Daura, extitular de la Casa de la Moneda, sean citados a declarar como testigos, informaron a Infobae fuentes judiciales.

Ambos exfuncionarios fueron indagados por el juez federal Ariel Lijo en el caso Ciccone. Echegaray pidió la quiebra de la empresa calcográfica y luego le dio un plan de facilidades de pago y levantó la quiebra. Por su parte, Daura era titular de la Casa de la Moneda –compañía estatal que como Ciccone se encarga de la impresión de los billetes y monedas– cuando ocurrieron los hechos.

La defensa de Boudou, a cargo del abogado Eduardo Durañona, presentó hoy la prueba que quiere que se analice en el juicio oral. Solicitó la declaración de 63 testigos, entre ellos varios periodistas como Víctor Hugo Morales, quien en este caso oficiaría de testigo de «concepto».

Ricardo Echegaray

Ricardo Echegaray

También la de Fabián Carosso Donatiello, el abogado que le alquiló a Boudou su departamento en Puerto Madero pero que nunca habitó ya que vivía en España. En la propiedad se encontraron facturas a nombre de Alejandro Vandenbroele, dueño de «The Old Fund», la empresa que sin capacidad económica compró Ciccone.

Junto con los testigos, la defensa de Boudou pidió que se hagan peritajes para analizar en el juicio. Uno de ellos es sobre el origen de los fondos con los que se compró Ciccone y otro respecto a cómo era el funcionamiento de la empresa. «La ruta de la plata» del caso todavía está bajo investigación del juez Lijo.

Victor Hugo Morales, uno de los testigos propuestos por Boudou  (Télam)

Victor Hugo Morales, uno de los testigos propuestos por Boudou  (Télam)

Los pedidos fueron hechos ante el tribunal oral que tiene a su cargo el juicio e integrado por los jueces Pablo Bertuzzi, Nestor Costabel y Gabriela López Iñíguez. Lo mismo hicieron el resto de los acusados, el fiscal Marcelo Colombo y las querellas de la Oficina Anticorrupción y la Unidad de Información Financiera.

Solo restan las pruebas de Vandenbroele –tiene plazo hasta el próximo lunes– y de José María Nuñez Carmona, socio y amigo de Boudou que recusó a los integrantes del tribunal.
Una vez que los jueces tengan los pedidos de prueba de todas las partes deberán resolver cuál aceptan y cuál rechazan. Luego quedarán en condiciones de fijar la fecha de inicio del juicio. La expectativa es que sea antes de fin de año.

Junto con Boudou serán juzgados Ñuñez Carmona, Vandenbroele, el empresario Nicolás Ciccone, el exfuncionario de la AFIP Rafael Resnick Brenner y el jefe de Gabinete del Ministerio de Económica Guido Forcieri. La acusación es por los delitos de cohecho –coimas– y negociaciones incompatibles con el ejercicio de la función pública.
En el caso se juzga a Boudou porque como ministro de Economía utilizó el estado de quiebra de Ciccone para levantar esa situación a través de la AFIP y para que «The Old Fund» se quedase con el 70 por ciento de las acciones de la empresa a cambio de hacer negocios con el Estado.
Ciccone será el segundo juicio oral contra Boudou. El exvicepresidente está siendo juzgado por los papeles falsos para hacer la transferencia de un auto Honda. Por ese caso, Boudou recibió un pedido de condena de tres años de prisión en suspenso y el próximo 4 de agosto el Tribunal Oral Federal 1 dará a conocer el veredicto.

Comenta aquí