Política

Ahora son los médicos, quienes recriminan el maltrato y la persecución de los directores del Alta Complejidad HAC

En las últimas horas tomaron contacto con este medio, corroborando el cuadro denunciado por administrativos y algunos enfermeros. Amenazas con rescindir contratos, persecuciones y amenazas recaen también sobre ellos. Exigen la intervención del propio gobernador Insfran, para que los nuevos directivos sean separados de sus cargos. Sobre la administradora no existen acusaciones.
“El hospital tiene un sistema caduco de control del personal: un reloj archi viejo y obsoleto marca la entrada o salida, y funciona como dependiendo de las ganas que tiene”, graficó un pediatra que, obviamente, pidió no ser identificado por temor a las consabidas represalias.
“Así, apelando a ese reloj están descontando dinero al personal médico que sale para comprarse algo de comer, porque «hasta la comida ya nos mezquinan», precisó este médico, tras detallar que los colegas “tienen que estar encerrado 24 horas sin poder salir a comprar un refrigerio al kiosco o al patio del hospital a ver a la familia, 5 minutos porque nos descuentan de la guardia”.
Como en los casos anteriores, los directores Nicolás Urday y Hugo Bareiro, que asumieron sus funciones en febrero, son los acusados de aplicar y mantener un riguroso esquema de persecuciones, amenazas y miedo contra todo el personal del Alta Complejidad que, para muchos, raya el acoso laboral y también sexual.
“Bareiro amenaza con rescindir contratos a quienes salen del hospital, pero mantiene una conducta distinta si el que se ausenta es alguien cercano a sus sabanas”, ironizó otro profesional de la salud que hace 14 años se desempeña en el establecimiento.
Sobre ese mismo esquema, una pediatra fue contundente: “Esta es la amenaza actual, porque se olvidan que estamos a un año del año electoral; ahí si vale todo en el HAC, porque nos quieren obligar a estar de fiscal o a trabajar para el gobierno”.
“Desde la planta médica les decimos que hasta que no saquen a Urday, Bareiro y González no vamos a estar dispuestos a colaborar en nada. No nos llamen para cubrir eventos por la camiseta”, arengó, visiblemente molesta.
“Urday nos quitó las vacaciones a los médicos, y nos obliga a cubrir eventos políticos; nos quitó la comida por orden de «Antonio» para poner orden, dice”, reveló.
“Estos directores echaron a profesionales muy reconocidos como los doctores Melian, Portocarrero, Brizuela, Ortiz, Tocaimaza y Rovira” entre otros”, opinó.
Y recomendó: “Tienen que aprender del Dr. Gutierrez del Hospital Evita, un señor y un director con todas las letras».
“Lo de las amenazas de Bareiro a los administrativos es cierto, y lo de los pediatras también; sólo debe agregarse que sobrecargaron de trabajo a los médicos cardiólogos pediatras y clínicos poniéndole muchos más pacientes en su agenda; se desempeñan con una extraordinaria sobre carga de trabajo, están exhaustos; obra de Urday y Bareiro”, añadió.

FUENTE: Cuarto Poder Diario

Comenta aquí