DestacadasPolítica

CENSURA FASCISTA: El gobierno de Insfran volvió a impedir a Julieta González cubrir un acto oficial

Por fin después de más de un año y medio sin ministro de Salud, luego de estar toda la pandemia manejados por un veterinario y dos abogados (autodenominados científicos) que apostaron a imponer el Estado policial para frenar o atemorizar al virus, luego de 1.216 muertos el gobernador Gildo Insfran, recién se decidió a nombrar formalmente a un Ministro de Desarrollo Humano. Una Buena.
Una buena noticia doble porque encima nombró al frente de la política sanitaria provincial a un médico sanitarista con basta experiencia y comprobada trayectoria en el tema, algo que debería ser normal en una provincia normal se vuelve inaudito en Formosa, donde supimos tener a un médico en Educación que fue reemplazado por un agrónomo, o donde tuvimos abogados en salud o donde desde hace años tenemos un letrado al frente Economía, entre tantos otros disparates escleróticos.
Por eso quisimos ejercer la libertad de prensa, y cumplir con nuestra obligación de llevarle la buena nueva a toda la sociedad, pero no nuevamente chocamos con la censura despótica de una tiranía que no respeta la libertad de prensa, que tiene miedo de responder preguntas, que no le gusta informar ni dar cuentas de nada.
Una tiranía que le tiene miedo al debate y intercambio democrático de ideas, funcionarios burocráticos que se oxidaron en el ejercicio de la suma del poder publico, haciendo interminable monólogos frente una legión de obligados aplaudidores y a medios disciplinados por la billetera de Estado, para desinformar y hacer propaganda del relató falaz.
En ese marco de hermetismo y clandestinidad Gildo Insfran tomó juramento al doctor Aníbal Gómez como Ministro de Desarrollo Humano en Casa de Gobierno. Por fin Gildo Insfran hizo algo bueno y el equipo periodístico de Radio Parque no pudo transmitir la ceremonia, porque al llegar a Casa de Gobierno, se encontró con la sorpresa de que Sergio Recalde, Subsecretario de comunicación social, dio órdenes de que no  los dejen ingresar a Radio Parque por no ser parte de la «RED DE COMUNICACION OFICIAL», otra vergüenza de la tiranía del jurásico Gildo Insfran.

Comenta aquí