Sin categoría

Chacarita regresó a Primera División

Pasaron siete años -y hasta un paso por la B Metropolitana- para que Chacarita pueda festejar, pero valió la pena la espera. Con sufrimiento hasta el final, sin conseguir el resultado que quería pero con un 1-1 que finalmente le alcanzó, consiguió el segundo ascenso a Primera y transformó a San Martín en una fiesta. En Puerto Madryn, en cambio, la gran campaña de Guillermo Brown cerró con una frustración: el equipo perdió la chance de acceder al menos a un partido desempate porque no pudo pasar del 0-0 como local contra Boca Unidos.

No había pasado ni un minuto de partido en Chacarita cuando Oroz, el gran talento que tiene el equipo de Walter Coyette en la mitad de cancha, estuvo a punto de generar el grito para hacer estallar San Martín. Su tiro libre desde el borde del área buscaba el ángulo, pero Lucas Chaves consiguió manotear al corner con una gran atajada.

El campeón, de todos modos, mostró de entrada su voluntad de no ser un simple partenaire en el festejo del local. A los 8 minutos, un escalofrío recorrió la espalda de los hinchas locales cuando Fydriszewski sacó un remate esquinado desde el borde del área que se perdió apenas afuera.

Con el correr de los minutos, Argentinos empezó a hacerse claro dominador del partido. Pudo haber logrado la ventaja con un cabezazo en un tiro de esquina y después con un remate suave de Batallini que no encontró el arco. Chacarita no terminaba de hacer pie y rezaba para que no hubiera novedades en el Sur. El resultado ajeno le sonreía.

La tensión aumentó en San Martín a los 26 minutos: un pésimo pase atrás dejó solo a Cabrera de frente al arco, y el jugador de Argentinos definió con un toque suave frente a Trípodi para poner el 1-0. Chacarita todavía ascendía, pero Brown quedaba con la chance de pasar arriba en la tabla en caso de una victoria.

Comments

comments

Comenta aquí