DestacadasPolítica

Dictatorial abuso de poder: Insfran mandó a la policía a sitiar la Plaza San Martin, reprimir y detener ciudadanos para impedir un reclamo popular

 13,318 total views,  14 views today

El sábado 9 de Enero, se vivió uno de los hechos autoritarios, de abuso de poder y violatorios de los derechos humanos más graves de los 25 años del gobierno feudal de Gildo Insfran, Una convocatoria a la protesta social y a ejercer el derecho constitucional a peticionar ante las autoridades, efectuado por el grupo Formosa Libre, sacó el rostro más fascista del despótico y senil gobierno de Gildo Insfran,

“Gildo Basura, vos sos la dictadura!!!”

Insfran mandó a la policía a sitiar una plaza pública, a amedrentar autoritariamente, reprimir y detener ciudadanos, que desde hace 10 meses están encerrados en sus propias casas e impedidos de trabajar, culpa de las estrictas y abusivas restricciones que impone a la sociedad para cubrir su ineptitud y negligencia en la administración de la pandemia, que tuvo a la provincia 10 meses sin contar con un ministro de Salud, distrayendo todos su esfuerzo y los recursos de Estado en pelearse con el Juez Fernando Carbajal, con los varados, sus abogados, y echándole siempre e invariablemente la culpa a los demás.

Mirá También:

Repudio generalizado a las ganas de Marta Kosameh de “acogotar como a las gallinas” a los jóvenes de Formosa Libre

Durante casi un año se encaprichó escleróticamente en poner dos abogados mediáticos al frente de la Salud Púbica y a utilizar a la policía para combatir el virus. Las consecuencias no tardaron en llegar y pese al viraje, a lo esfuerzos y medidas sanitarias adoptadas rápida y acertadamente por el Dr Anibal Gomez, las repuestas tardaran en reencausarse.

El sábado a la tarde, pese a la lluvia, a las brutales advertencias de la vocera del régimen Marta Kozameh que luego de tratarlos públicamente de animales con DNI, confesó que quería “acotarlos como gallinas“, y pese a la intimidatoria y desmesurada presencia policial en derredor de la plaza, los jóvenes de Formosa Libre, insistieron mantener en pie la convocatoria a manifestarse pacíficamente en la plaza San Martín contra el abusivo y despiadado bloqueo de la ciudad capital, que nuevamente dejaba a miles de formoseños, sin la posibilidad de trabajar y alimentar dignamente a sus familias. 

Pero el intento de protesta cívica fue severamente reprimida por la policía de la provincia, que apeló a todas las medidas autoritarias para amedrentar o detener a la gente que pese a las inclemencias de tiempo, asistió al lugar acompañando la propuesta de reclamar a las autoridades por el avasallamiento de derechos y libertades.

En horas de la tarde Agustín Rojas uno de los referentes del movimiento se comunicó con este medio para denunciar la arbitrariedad y autoritarismo de la policía provincial de Gildo Insfran. 

Machirulos con gorra

La abogada Agostina VIllaggi fue intimidada autoritariamente por efectivos policiales quienes la demoraron en un lugar público para identificarla y mientras otros efectivos empujaban y maltrataben a su madre.

Cuando los manifestantes intentaron dialogar con el cuerpo policial bajo las ordenes del comisario Villagra algunos efectivos filmaban a los participantes, mientras otros con tono autoritario les decía que se retiren porque no podían estar allí y aunque muchos les dijeron que tenían permiso de circulación, no les permitieron estar en el lugar, como tampoco dejaron trabajar a los pocos medios de prensa, que intentaban cubrir la manifestación popular.

Yo prefiero tener coronavirus antes de ver a familias muriéndose de hambre

Agustín Rojas expresó ante los medios “la gente necesita el pan, yo prefiero tener coronavirus antes de ver a familias muriéndose de hambre, si en Formosa había más de 200 mil pobres, no me imagino ahora como están y ante esto nosotros siempre vamos a manifestarnos con una desobediencia civil sana y avalada por la Constitución Nacional, para defender a las personas y no estamos transmitiendo el virus porque estamos cumpliendo con todas las medidas sanitarias, y si se continúa con esto hay que ir hasta la Corte Interamericana de Derechos Humanos”.

La policía es una fuerza que debe estar para cuidar a los ciudadanos no para reprimir aclaró otro manifestante.

Esta no es la provincia que queremos tener

Los efectivos salieron con los tapones de punta como en la mejor etapa de la dictadura militar a decir que los notificaba que en ese lugar no podían estar, y que si continuaban los llevarían a la comisaría a iniciar el proceso.

“El ejecutivo en esta provincia es único órgano que puede ejercer violencia de manera legal, esta no es la provincia que queremos tener, tampoco nos gusta pasar por la comisaría y ver un cartel partidario, cuando organizamos la marcha siempre hemos previsto el respeto y el distanciamiento social” remarcaron.

Los derechos no son una cuestión ideológica como lo manifestó el ministro González, deben ser ejercidos de forma igualitaria, no existen derechos mejores o peores, existen garantías constitucionales y la protesta en una facultad emanada de la constitución y ratificada por el propio gobierno peronista.

No se puede hablar de cuidar la salud y la vida de los 600 mil formoseños, cuando no se permite la manifestación pacífica y que el pueblo diga lo que piensa, porque ninguna norma es efectiva cuando ya no hay acompañamiento social.

Solo se espera la reflexión por parte de quienes gobiernan, que sienten su mirada en el razonamiento, porque es su deber es mantener la institucionalidad y si se criminaliza a los ciudadanos, se reprime el reclamo, se impide la libertad de prensa, si encaprichan en no dejar expresarse al pueblo serán responsables de las consecuencias que en el mañana sucedan.

Comments

comments

Comenta aquí