DestacadasPolítica

Julio Bazán destacó el acompañamiento de Julieta González, detalló su accidente en el Howard Johnson y se quejó de la presión de la política que impidió que muchos vecinos pudieran expresarse

El periodista de TN Julio Bazán en comunicación con Radio Parque desde el hospital Británico de la Capital Federal donde se estaba haciendo atender por el accidente que sufriera en el ascensor del Hotel Howard Johnson en Formosa, contó lo sufrido en esa oportunidad y la desatención de los responsables del Hotel desde donde el futbolista Carlos Tevés criticó la pobreza que existe en Formosa.

El conductor de “Esta es mi Villa” que se emite desde hace 15 años agradeció la colaboración de Julieta González en su visita a Formosa y en su acompañamiento a los sectores más humildes de la ciudad.

 «En Formosa me acompañó Julieta González y es admirable lo que hizo porque tuvo una colaboración fundamental en el terreno, nosotros entramos a las villas no con la policía ni la gendarmería porque se perdería la confianza, sino con referentes, periodistas gente que se solidariza con nuestro trabajo por lo tanto le agradezco mucho a Julieta este aspecto”, destacó.

«Yo había entrado a las villas solo en procedimientos policiales, en compañía del camarógrafo y con miedo, pero quise mostrar otra cosa en el programa “Esta es mi Villa” que está hace 15 años, buscando historias de gente que en medio de las dificultades de las carencias, la pelea con las almas nobles del trabajo y la educación,

En Formosa  también encontré solidaridad, sacrificios, voluntad de trabajar siendo algo gratificante porque lamentablemente con los errores de la política socioeconómica están haciendo perder el valor del trabajo, encontré en el barrio Lote 111 ejemplos conmovedores, un carpintero que trabaja con una sola máquina porque la otra se le rompió y el padre sale a vender sus banquitos, cuando Tévez estuvo acá describió una realidad que no se puede tapar no solo en Formosa, y es una realidad que no hay que soslayar porque o sino nunca se va a solucionar este problema» explicó.

Además, señaló que hay un círculo perverso en donde se está deteriorando la educación en la familia, con la disgregación de las mismas se dificulta este comienzo, la educación es un desastre por obra y gracia de los gobiernos de las últimas décadas.

“Quiero mencionar que el narcotráfico se hizo dueño de la mayoría de las villas en Argentina sobre todo en Buenos Aires, Rosario donde ya no manda el policía ni el juez sino el narcotraficante y este es otro de los problemas serios que los gobernantes no pueden solucionar, pero en Formosa nos encontramos con los aprietes de la política, con vecinos que se habían comprometido a  contar sus experiencias pero después comunicaron que no podían porque sufrieron la presión del gobierno, esto sucedió en otros lugares que por cuestiones ideológicas primero se comprometen a aparecer y luego se echan atrás, porque los persigue la policía y se sabe cómo se vive esto en Formosa”, contó.

«Nosotros hacemos un trabajo alejado de la política que es puramente social y humano, no venimos a hacer una denuncia concreta hacia un gobierno en todo caso denunciamos una situación general, que es la falta de previsión para que la gente tenga viviendas”, advirtió.

«Este  es un problema antiguo la Argentina y la culpa de todo la tiene el gobierno que someten a la gente” a estas situaciones a tener que ocupar y exponerse  a la represión y a la crítica social, son contradicciones cómo consecuencias de estas raras políticas socioeconómicas del gobierno ligados a la corrupción,  y el balance qué hago después de recorrer por más de 10 años las villas argentinas es que  los ciudadanos están cada vez peor, en su nacimiento las villas de emergencia eran lugares momentáneos, pero ahora viven dos o tres generaciones es como que se institucionalizaron, se agrandan y se extienden siendo un indicio de que la cosa va mal» sostuvo.

Bazán expresó su experiencia en el Hotel Howard Johnson en Formosa «les estoy hablando del hospital británico en dónde me envió la aseguradora de la empresa periodística donde estoy trabajando para que me hagan las radiografías y ecografías pertinentes,  para ver la gravedad y el estado exacto de mi salud después del incidente que hubo con uno de los ascensores qué cuando subía comenzó a agitarse con violencia, que es una  máquina poderosa y quedé como una hoja en el viento pensé que se iba a caer y me iba a morir, quedé  todo dolorido, cuando salí se lo comenté a Dante nuestro productor y él me dijo que le pasó lo mismo antes,  y cuando estábamos denunciando esto en la consejería escuchamos el estrépito de lo que te pasó a vos es decir que pasó más de una vez y así y todo no habían detenido el ascensor,  por eso cuando baje dice que tenían que parar ese ascensor porque alguien se podía lastima,  después lo detuvieron pero cuando ya daño estaba hecho por eso quería hablar con el gerente para informar de la situación pero nunca me atendió, con una desatención y un desprecio hacia el cliente,  anoté esto en el libro de sugerencias  porque el gerente nunca apareció»-

para terminar añadió que  en el sanatorio  le indicaron que tenía traumatismo por compresión solicitando en los estudios, por eso realice la denuncia en la policía, pero pese a pasar varios días la empresa Howard Johnson  nunca se comunicó con él siento algo extrañísimo, repudiable por la irresponsabilidad y desprecio hacia las personas, no hubo un llamado de disculpas por lo sucedido mi diciendo de que iban a arreglar el ascensor con una indiferencia absoluta y una irresponsabilidad soberana,  siendo que el ascensor dio todas las señales de estar desencajado y que podía casarse con un desperfecto serio pero nunca hubo una reacción de parte de la empresa.

Comments

comments

Comenta aquí