DestacadasPolítica

La deuda provincial que «no existe» para Insfran, aumentó $ 18.126 millones en 12 años, aseguró Julieta González

La periodista y abogada Julieta González desmintió enérgicamente el infame relato de «El Modelo» de Gildo Insfran, al que calificó de cleptocracia, y afirmó que la gigantesca deuda provincial que cínica y desvergonzadamente no existe para el relato provincial aumentó, desde que decidieron desconocerla, de $ 2.862 millones a $ 20.988 millones, en solo 12 años.

Formosa nunca estuvo desendeudada, y si es ordenada y superavitaria es en base a los sueldos de hambre, a la precarización laboral, a los pésimos servicios que presta 

Formosa pagó a Boudou la escandalosa coima de los 2 millones de dólares, para evitar en el 2010 pagar los 1.480 millones de dólares en interés de mora que a la fecha tenía Formosa con el Estado Nacional, y poder restructurar la deuda provincial, dolarizándola para abonarla toda junta en el 2040, reveló la abogada de LIBRES.

Con la eterna «Emergencia Económica» y produciendo menos del 10% de lo que gastan, no pueden hablar de administración exitosa

Formosa no está desendeudada, mucho menos es ordenada, ni previsora y menos superavitaria, son gigantesca y descaradas mentiras del relato de «El Modelo Formoseño» de Gildo Insfran”, no se puede hablar de ordenada y superavitaria con los peores sueldos del país, con los más deficiente servicios, con desatención a la educación y la salud, con trabajo precarizado y en negro y dependiendo en casi un 90% de la coparticipación federal. Todo puro cuento, todas mentiras», cuestionó la abogada de Libres.

Antes que Insfran pagara la coima a Boudou tenía que abonar 1.480 millones solo por “interés por mora”

La coima de los $ 7.667.161 (US$ 2 millones según el tipo de cambio de ese día), pagados por Gildo Insfran a Boudou fue además  para firmar la “adenda” que le evitó al gobierno de Insfran pagar los 1.480 millones de “en interés de mora” que tenía Formosa con el Estado Nacional al 21 de mayo del 2010.

La provincia deberá abonar “U$s 874 millones de dólares. más 80 millones” en abril del 2040

Julieta González aseguró que Gildo Insfran nunca pagó su deuda con el Estado Nacional, sino que renegoció para patear la gigantesca deuda para 30 años más adelante, hipotecando canallescamente el futuro de la generaciones futura.

Si Gildo Insfran contrató a The Old Fund-Vandebroele, para asesorarlo en la renegociación y restructuración de la deuda provincial, quiere decir que Formosa no estaba, ni está desendeudada, evidenció.

Formosa no está desendeudada, mienten sistemática; descarada y organizadamente y sobre esa mentira –con la complicidad y el silencio de muchos- el Gildismo construyó el eje del gran relato provincial, significó.

La verdad es que en el 2010, Amado Boudou y Gildo Isnfran, dolarizaron la gigantesca deuda formoseña de 3.400 millones de pesos que Insfran acumuló y despilfarró durante su anteriores 15 años de gestión y, en el 2010 la patearon para adelante, muy para adelante con un único vencimiento para el 30 de Abril del 2040, condenó Julieta González.

Mediante el decreto 477 del 24 de junio de 2010, Insfrán ratificó todo lo hecho tanto por Melchor del FonFiPro y Beatriz Lotto de Vecchietti, ex ministra de Economía de Formosa

NO FUE MAGIA. LA DEUDA NO DESAPARECIÓ

Según la precisión científica del propio Gildo Insfran (ver video) “teníamos el 99%, ..el 98,5 %, …..el 98% de la coparticipación afectada a la deuda, fíjense la Nación ya está en el 70%, nosotros llegamos al 98,5 % de nuestra coparticipación afectada, ¿y que hicimos?, hicimos lo que teníamos que hacer, “reprogramar nuestra deuda y hacer el modelo que tenemos hoy”.

“Hoy no tenemos deuda, mintió para fabular hoy tenemos superávit, contradiciendo su propio relato.

Una bomba a detonar en abril del 2040

La verdad el monto total de la deuda provincial en el 2010, luego de 15 años de gobierno y despilfarro de Gildo Insfran, se dolarizó (cuando el dólar valía tres pesos), se la transformó en “U$s 874 millones de dólares” y la pateó fuerte y lejos, una bomba a detonar en abril del 2040, insistió la periodista y abogada.

La bomba de la deuda de la que nadie quiere hablar, ni se anima a desmentir o investigar, le va a estallar en el futuro a las generaciones venideras, ese va a ser legado de décadas de la cleptocracia Gildista, concluyó Julieta González.

Comenta aquí