OpiniónPolítica

La Formosa Feudal con un pueblo a merced

SANCHO PANZA alzaba su voz contra la explotación del Escudero por el Caballero.
Él se quejaba del pago que recibía por su mano de obra; más que pobres, hambres, intemperies y promesas y exigía un salario decoroso.
A don Quijote le resultaban despreciables esas expresiones de grosero materialismo y exclamaba que jamás los escuderos estuvieron a salario, sino a merced.
Prometía a Sancho Panza que seria gobernador del primer reino que el amo conquistara y recibiera título de Conde o Marqués.
Pero el plebeyo quería una relación laboral estable y con salario digno y seguro.
Según informes recientes de la consultora «Politike» estima que el incremento salarial de los empleados públicos activos y pasivos de Formosa está por encima de la inflación del último año. Más de 20 años de superávit y totalmente desendeudada. Dos pilares que permiten esta realidad.
La clase gobernante en su proclama habla de distribución de la riqueza, ahora bien, nunca explican cómo lo hacen. Hablan del modelo de provincia, modelo es una palabra que describe una construcción teórica, no una realidad, es un simple esquema teórico.
Muchos de la oposición «dirigentes calificados» se reúnen con el SEÑOR compartiendo su política, esperan que les cumpla la promesa de que algún día, él le entregue tierras, títulos honoríficos para él y su familia por su “ayuda” a someter al pueblo en condiciones indignas de un ser humano.
Empleados municipales, estatales recibiendo ingresos que ya no se pueden considerar salarios’, parece ser que el pueblo tiene que estar a merced del SEÑOR y de la clase dirigente.
Hace más de 500 años Miguel de Cervantes escribió el Quijote, uno de sus personajes no se conformaba a estar a merced de los delirios de su amo, no se conformaba con vivir en el hambre, la miseria ni de la dadivas, pretendía percibir un sueldo digno y seguro.
Sin embargo varios siglos después seguimos padeciendo lo mismo… Quizás, en las venideras elecciones el pueblo diga «en mí hambre mando yo«.

Comments

comments

Comenta aquí