DestacadasPolítica

Lacerante extorsión del PJ para impedir que hablen con TN. Mientras la policía persigue, Intendente amenaza con no darles mercaderías a los aborígenes que critican a Insfran

Mientras el Gobierno de la provincia, ejerce una descarada, machirula y despótica violencia institucional contra el equipo periodístico de TN, encabezado por la periodista Paula Bernini, que luego de un año de esperar pudo ingresar a la provincia gracias a un fallo de la Justicia Federal interpuesta por los abogados Suizer y Neme, ahora contraataca mandando a Intendentes, concejales y punteros políticos y policiales a seguirlos, presionar, amenazar y extorsionar para los originarios para que no hablen con el canal nacional.

El Gobierno de Gildo Insfran, primero “uso la Mesa del COVID para impedirles ilegalmente ingresar a la provincia a informar durante todo un año”, y luego cuando pudieron ingresar gracias a una acción judicial, el Gobierno provincial “les tiro encima todo el peso de un Estado autoritario recargado por el ejercicio de la suma del poder público y la eternización en el ejercicio del cargo”, y mandó antidemocráticamente a Concejales PJ a declararlos institucionalmente a los periodista “personas no grata”.

 

Como eso no era suficiente para la caprichosa perversidad del primer mandatario, mandó al diputado ultraGildista Vizcaino, que maneja discrecionalmente el clientelismo, la prebenda y el esquema de sumisión y sometimiento social en el oeste formoseño, a amedrentarlos, calificándolos de “enemigos” a los trabajadores de prensa, y convocándolos a organizarse y armarse para recibirlos como cuando vino Lanata.

Como esos ataques tampoco alcanzaban para frenar al equipo liderado por la periodista Paula Bernini (que ya había sufrido en carne propia los violentos ataques de los partidarios de Insfran, cuando vino Lanata a cubrir la “Escuela sin paredes” y todas las veces que ella y TN visitaron la provincia), apeló a sus herramientas y arietes preferidos: su partidizada y militante policía provincial, y la disciplinada y obediente Justicia, para perseguirlos, hostigarlos y amenazar a las comunidades originarias para que no den sus testimonios al Canal nacional.

Aprovechándose de una disposición judicial dictada para garantizarles la total libertad de Prensa, y el libre ejercicio del trabajo periodístico de Bernini, Gildo Insfran uso su policía provincial para hacer exactamente lo contrario, escoltar y obstruir el trabajo periodístico, y a los intendentes y punteros partidarios políticos y policiales a amedrentar a las comunidades originarias, amenazándolos con no dejarlos retirar las cajas de mercaderías que entrega el estado provincial, sin dan sus testimonios a TN, o hablan mal de Gildo Insfran.

Comments

comments

Comenta aquí