Política

MANIFIESTO POR LA DEFENSA DE LA AUTONOMÍA UNIVERSITARIA

Los diferentes claustros, docentes, estudiantes, no docentes y graduados de la Universidad Nacional de Formosa expresamos nuestro total repudio al nuevo intento de golpe institucional, que pretende materializarse bajo la forma de una «asamblea universitaria», convocada ilegalmente por un grupo comandado por el Vicerrector, con el propósito de tomar el gobierno de nuestra Casa de Altos Estudios.

Conforme indica el Estatuto en su art. 38, la Asamblea Universitaria, máximo órgano de gobierno, integrada por 85 miembros, sólo puede ser convocada válidamente por Resolución dictada por el Rector o por el Honorable Consejo Superior, en los términos allí establecidos. Dicha norma prevé, igualmente, una tercera vía: que los Asambleístas, puedan requerir su convocatoria a las autoridades competentes, por escrito fundado y firmado fehacientemente por al menos 57 miembros (2/3 del total), indicando los puntos del orden del día al cuál se dará tratamiento.

En el caso que nos ocupa, el requerimiento fue activado por siete (7) personas habilitadas para hacerlo y 51 ex integrantes del Cuerpo, cuyo mandato expirara el día 31/08/2021, razón por la cual no se encuentran legitimados para suscribirlo y no pueden pretender una prórroga en sus funciones a tal efecto, cuando existe un Cronograma Electoral vigente para elegir a sus reemplazantes, quienes una vez proclamados, asumirán sus cargos en representación de los claustros docente, estudiantil y graduados, incurriendo los firmantes del requerimiento en usurpación de los cargos que invocan, con las únicas excepciones antes señaladas.

Es por ello que sentimos la necesidad de transmitir a la comunidad toda lo que está ocurriendo en nuestra querida UNAF, para echar luz sobre las acciones antiestatutarias e inconstitucionales que pretenden desestabilizar el gobierno universitario, renegando de la democracia y tratando de destruir la Autonomía universitaria.

A riesgo de resultar reiterativos, no cualquier reunión es una «Asamblea Universitaria» y mucho menos cuando está teñida de irregularidades y ribetes político-partidarios, cuyo único propósito es desconocer y hacer cesar por la fuerza a las autoridades constituidas.

No debemos permitir el avasallamiento de nuestras instituciones, su defensa nos compete a todos y por lo mismo hemos de asumir el compromiso de cuidarla en el marco de la legalidad y el diálogo, rechazando todo tipo de violencia, como la que pretenden ejercer bajo el paraguas de una inexistente «asamblea universitaria» que puede ser catalogada – sin temor a equivocarnos- como «mitin político partidario».

No podemos mirar hacia un costado, quienes integramos la comunidad universitaria somos los garantes de preservar y fortalecer la autonomía universitaria, que tanto costó conseguir y que hoy goza de jerarquía constitucional. Su defensa es responsabilidad de todos!

Docentes,  Estudiantes, Nodocentes y Graduados de la Universidad Nacional de Formosa

Comenta aquí