DestacadasPolítica

Nazis: La policía de Insfran realizó un piquete institucional para impedir el tránsito a Waldo Wolff y Mónica Frade, que fueron a participar de una noche histórica en Clorinda

El Gobierno de Gildo Insfran, dispuso de todos los mecanismos del Estado y de su partido para impedir que los diputados nacionales de Juntos por el Cambio Waldo Wolff y Mónica Frade, llegasen a Clorinda a ser declarados “Ciudadanos Ilustres” por miles de Ciudadanos, con los que presidieron una noche histórica exigiendo el fin del demencial bloqueo de la segunda ciudad de la provincia, que lleva más de 180 días de encierro por el capricho senil del primer mandatario.

La primer trampa institucional, la montaron en la UPAC, manipulada partidariamente, donde los llevaron a hacerse los hisopados que ya se habían realizado horas antes en Buenos Aires, allí les  prometieron los resultados en hora y media, Wolf y Frade esperaron casi dos horas, y viendo que era otra maniobra mentirosa de los funcionarios de Insfran, para impedirle llegar a tiempo a Clorinda, salieron igual para allá.

El día anterior el maquiavélico Jefe de Gabinete del esclerótico régimen de Gildo Insfran, Antonio Emérito Pomelo Ferreira, ordenó a los medios hegemónicos provinciales que integran la Red de Medios y los disciplinadas por la abultada pauta oficial, difundir hasta el hartazgo las declaraciones de los Concejos Deliberantes que mando a firmar y los manifiestos prehistóricos de los Sellos de Gomas, que solventados con plata del Estado integran el Frente de la Victoria.

Wolff y Frade, hicieron algo mágico: le demostraron a Gildo Insfran que no le tienen miedo

Tampoco nadie dejó pasar por alto, que Pomelo Ferreira, se había reunido descaradamente en Casa de Gobierno, con punteros políticos y piqueteros solventados por el Estado provincial, para organizar con recursos públicos, distintos piquetes para impedir autoritariamente que los diputados nacionales puedan llegar a la bloqueada ciudad de Clorinda.

Efectivamente luego de sortear la trampa de la UPAC, Wolf y Frade salieron sin esperar los resultados que nunca iban a llegar, lograron sortear exitosamente todos los violentos y antisemitas piquetes que Insfran, Ferreira y el Gordo Bala les mando montar.

Al final del camino de Mojón Fierro: la más escándalosa sorpresa

Y tomando caminos alternativos, lograron salir detrás del circuito Cinco y tomar el camino a Mojón de Fierro, pero allí se encontrarían con una escándalosa sorpresa, ante la desesperación de los funcionarios de Insfran, por el estrepitos fracaso de los costosos piquetes militantes, le montaron de urgencia un piquete institucional: un piquete policial.

A metros de salir a la ruta once, un móvil policial cruzado sobre la ruta y un grupo de policías de la UEAR, tenían la misión de no dejarlos pasar, de obligarlos a volver por el Namqom donde Gildo Insfran, Pomelo Ferreira y el Gordo bala, habían redoblado el piquete Gildista, para impedirles violentamente el paso.

No pueden pasar ni caminado le dijo el agente González a Buryaile, Wolf y los periodistas de Radio Parque que los acompañaban, rápidamente se acumularon los autos, las discusiones y las transmisiones en vivos comenzaron viralizarse en las redes, desatando los más enérgicos repudios a la dictadura de Gildo Insfran, y TN comenzó a amplificar la última intentona autoritaria de Gildo Insfran, para impedir que los diputados lleguen a Clorinda.

Con una determinación inusual por estos lados, Wolf y Frade le comunicaron a los comisarios que le daban 10 minutos recaben los resultados de los hisopados sino iban a pasar igual caminando y únicamente lo iban a para metiendoles  presos, mientras atropellaron el cordón policial y pasaron al otro lado de la camioneta, que cruzaba la ruta,  junto a Ricardo Buryaile, Martin Hernández, Quique Ramirez, los abogados Montoya, Villaggi y Maciel, además de Gustavo Senn, el equipo periodístico de Radio Parque y los Jóvenes libertarios de Formosa Libre.

Ante el desmadre, y el efecto boomerang que el atropello generaba en la redes, repercutía en la TV nacional, generando incertidumbre y repudio en Clorinda, cuyos vecinos comenzaron a juntarse  en la plaza, mientras otros se agruparon a unos kilometros después del control de Gendarmia. donde fueron los primeros en darles la bienvenida con banderas argentinas y escoltarlos triunfalmente hasta la plaza donde más de mil quinientos Clorindenses se habían autoconvocados, para recibir a los diputados nacionales, que como alguna vez los hizo el Juez Fernándo Carbajal, ya le torcieron varias veces el brazo a Gildo Insfran y su esclerótico y despótico Gobierno.

Después todo fue fiesta ciudadana y democrática.

Comments

comments

Comenta aquí