DestacadasOpiniónPolicialesPolítica

Todo Ordenado, Unidos y Organizados: «En Formosa los grupos narcos no compiten por la distribución de droga», aseguró la policía

«La droga en Formosa solo es una sensación«

célebre frase del ministro Jorge Abel González

De acuerdo a las certeras declaraciones del director general de Drogas Peligrosas de la Policía de Formosa, comisario general Luis Ángel Pietkiewia, al diario La Mañana afirmando que «en Formosa no existen grupos narcos que compitan territorialmente por la distribución de la droga«, podríamos colegir que en materia de Narco crimen en la provincia de Formosa está todo «ordenado, unido, solidario«, como si todo estuviera bien distribuido, organizado y equitativamente territorializado desde el propio Estado.

Porque el análisis científico del Ministro de Gobierno, justicia y varias cosas más Jorge Abel González en su asunción reemplazando en el cargo al Comisario general Elvio Borrini, sintetizada en la celebre frase: «La droga en Formosa solo es una sensación«, al poco tiempo quedó demostrado de que era todo mentira y de que estábamos en presencia de una especie de Narco Estado, como bien lo denunció en su oportunidad el Senador nacional Luis Naidenoff.

«Perdimos la batalla contra la cocaína, está presente e instalada total y definitivamente en Formosa«

desmentida a González el entonces juez federal Eduardo Valiente

La burda aseveración gubernamental de que «La droga en Formosa solo era una sensación«, al poco tiempo no solo quedó descalificada como una tremenda falacia, sino que rápidamente fue tajantemente desmentida cuando el propio juez federal Eduardo Valiente reconoció públicamente que: «Perdimos la batalla contra la cocaína, está presente e instalada total y definitivamente en Formosa«.

Complicidad política, policial, judicial con el narcotráfico

Una vez más quedó demostrado que pese al infame relato de «El Modelo Formoseño», las mentiras tienen patas cortas, y rápidamente también quedó evidenciado la complicidad política, policial, judicial con el narcotráfico, y los  “narcos-institucionales-casos” comenzaron a salir a la Luz.

El primer escándalo que unió narcotráfico y política en Formosa es de 2002. A finales de ese año se descubrió 270 kilos de marihuana en la camioneta del diputado Gildista José Antonio Barrios Barrios que políticamente respondía a la departamental del eterno presidente alterno de la legislatura provincial el vitalicio  Armando Felipe cabrera. Por el caso fueron condenados los dos chóferes -uno de ellos recibió la pena de seis años- y el jefe político de ambos salió indemne. Fue el primer caso de narco protección política-policial judicial.

Los 701 kg de Palmita descargadas por avionetas bolivianas en la pista clandestina construida en el campo del funcionario GildoKirchnerista, con maquinas viales de la DPV, terminó implicando a funcionarios políticos del Gobierno y por lo menos al comisario Rolendio Mancuello, al Jefe de Drogas peligrosas Onésimo Córdoba y toda la cúpula policial que complicemente tuvieron que salir a encubrirlos a los jefes implicados

Después vendría el resonante escandalo de los 701 kilos de máxima pureza secuestrados en el campo del concejal Gildista Hugo Héctor Palma Agüero «Palmita, luego de ser descargadas por dos avionetas bolivianas en la pista clandestina de aterrizaje construida con maquinarias de Vialidad Provincial en su propiedad.

En el narcocaso quedaron implicados el comisario Rolendio Mancuello, a cargo la comisaria de Estanislao del Campo cuando se detuvo al concejal narcogildokirchnerista. Palma tenía anotado de puño y letra del comisario su número de celular al momento de su detención.

Puedo ir más arriba”, declaró en el momento de su detención el entonces concejal Palma, también conocido como “Palmita” o “Eti”. “¿Más arriba por dónde?”, le preguntaron los oficiales. “Por la línea ‘policía’ o por la línea ‘política’”, respondió. Luego calló.

En escandaloso caso comprometió a toda la cúpula policial y al por entonces Jefe de drogas peligrosas al Jefe de Drogas peligrosas Onésimo Córdoba que luego fue separado del cargo y trasladado a Las Lomitas.

Según el expediente un testigo encubierto llamado “Poder” identificó al auto del comisario Mancuello cuando ingresaba en reiteradas oportunidades al campo de Palma durante los días previos al allanamiento.

Las escuchas judiciales comprobaron que el comisario informó a una allegada de Palma qué elementos se habían incautado durante la operación.

Mientras el narcoconcejal se encontraba prófugo, se realizaron varios llamados a su celular desde la comisaria a cargo de Mancuello. El comisario y su esposa hacían frecuentes envíos de dinero a España a través de Western Unión.

El comisario, según consta en las actas judiciales, aconsejó a el entonces prófugo Héctor (A) “Eti” Palma que se comunique con el abogado Robinson Boonman, hijo del Juez de Paz de Estanislao del Campo, socio del estudio jurídico de Armando Felipe Cabrera y hoy secretario del Poder Legislativo de la provincia y su hermana Jueza provincial.

El narcocaso de Blanca Denis el mayor caso de protección política-policial- judicial de la impunidad provincial

La policía secuestró dos kilos de cocaína y medio kilo de marihuana en una camioneta propiedad de Blanca Denis, concejal Gildista, y su esposo Edgar Pérez, administrador del Instituto de Asistencia Social. El automóvil iba conducido por el sobrino de la concejal, su “hijo del corazón”.

Los tres tripulantes fueron detenidos pero a los veinte días recuperaron su libertad ya que el juez que entiendió en la causa Marcial Mántaras cambió la carátula de “tenencia de estupefacientes para su comercialización” a “transporte de estupefacientes”.

La narco camioneta de la concejal Gildista nunca fue incautada, sino que fue devuelta inmediatamente. Al día siguiente como muestra de la impunidad de la que goza estaba estacionada frente al Concejo Deliberante de la ciudad capital. Ella ni su marido nunca fueron indagados, su domicilio nunca fue allanado, nunca estuvieron imputados. Y los detenidos terminaron siendo los policías que requisaron la camioneta.

Frente a esta situación, el juez Eduardo Valiente reconoció: “Hemos perdido la lucha contra las drogas”.

El fiscal federal Luis Benitez supo elevar a juicio el emblemático narco caso “Blanca Denis”, involucrados en el delito de transporte de estupefacientes con fines de comercialización agravado por la participación de dos o más personas y la condición de funcionarios públicos.

La Jueza Claudia Fernández, esposa Marcos Bruno Quinteros, intentó exculparlos, pero la Cámara de Apelaciones Federal, revocó el indulto militante y sancionó a la magistrada Gildista

El Consejo de la Magistratura del Poder Judicial de la Nación, ya había considerado insuficientes las explicaciones dadas por la ex jueza federal subrogante Claudia Fernández,  esposa del ex apoderado del PJ y miembro del STJ Marcos Bruno Quinteros, sobre los motivos de  la injustificable anulación del secuestro de los dos kilogramos de cocaína que fueron encontrados en la camioneta de la entonces concejal del FdV Blanca Denis, y de su marido Edgar Pérez Interventor del IAS.

El más claro ejemplo de la narco protección judicial y política de Gildo Insfran y de Ibañez

“Desde nuestro punto de vista, el “caso Blanca Denis”, es el más claro ejemplo de narco protección judicial”, dijo el Dr. Gabriel Hernández, quien denunció a la jueza federal por considerar que benefició indebidamente al sobrino de la concejal, que llevaba la droga en un vehículo propiedad de su tía, una política del Frente para la Victoria.

Narco caso diputada PJ Milatich: Impunidad al palo

Luego el domicilio de la diputada provincial Gildista Jesica Soledad Milatich fue allanado y allí se encontró una centro de distribución de drogas. La vivienda sita en la calle Belgrano 855 –que Milatich declaró como su residencia oficial en documentos de carácter público– queda en pleno centro de la capital formoseña. Milatich luego de los sucesos juró como miembro del Consejo de la Magistratura de la provincia.

Después de cumplir su único mandato legislativo Soledad Milatich  volvió al anonimato. Pero nunca fue molestada ni policial, ni judicialmente.

En ataque comando, narcos recuperaron droga incautada por Gendarmería

Un camión requisado en control de rutina por Gendarmería y, al encontrarse cajas que no tenían los papeles totalmente en orden, fue incautado. Mientras los gendarmes llevaban el camión hacia su lugar de retención, un grupo comando que se manejaba en varios vehículos arremetió contra las fuerzas de seguridad.

El ataque fue a los tiros, y pese a que fueron repelidos por las armas de fuego de la gendarmería. Los delincuentes lograron recuperar el narco camión, luego de herir a dos gendarmes. Sin embargo, horas después de la fuga, el vehículo fue encontrado pero solo con el cargamentos de los cigarrillos ilegales intacta. La droga desapareció

¿Comisionado de Área de Frontera?

Luego conmocionó la narcocamioneta del Gobierno de Formosa, que con un cargamento de 50 kg de cocaína por un valor de 4,5 millones de pesos volcó sobre la ruta 11 viniendo de Clorinda, estaba registrada a nombre de la Dirección General de Compras y Suministros del Ministerio de Economía del Gobierno de la Provincia, y su conductor el funcionario ¿Comisionado de Área de Frontera? Pedro Ramón “Pepe” Bareiro (aportante a la Campaña del PJ), dirigente de 17 de Octubre y candidato del FpV, era además asesor del Ministro de Economía Jorge Ibañez, referente de esa agrupación y candidato de la Agrupación 17 de Octubre que lidera la narcomatrimonio Blanca Denis y Edgar Pérez.

Narco comisario detenido por ser cómplice de una banda Narco internacional y luego ascendido a sub jefe de policía de Clorinda

El violento y represor ex Jefe de la División de Drogas Peligrosas de la Policía de Formosa, Orlando Medina, estuvo detenido en una causa donde se lo acusa de ser “cómplice” de una banda narco que operaba en varios puntos del país.

Según información oficial, tras diversas escuchas telefónicas y vigilancias encubiertas, los investigadores descubrieron que Gallego, alias JR o Korea, y su hermano, llamado Cristian “Indio” Gallego, conseguían ingresar la marihuana desde Paraguay a través de pasos no habilitados en la frontera, para luego almacenarla y distribuirla a distintas localidades del interior de la provincia de Formosa y a otros puntos del país, con la complicidad de Drogas peligrosas del Gobierno de Gildo Insfran.

A la banda de Narcotráfico los protegían el comisario Orlando Medina y el oficial Romero

Siempre de acuerdo con el expediente, los Gallego contaban con la protección del entonces jefe de Drogas Peligrosas provincial y del oficial Romero, quienes, entre otras ayudas, les brindaban información acerca de la intervención de sus líneas telefónicas.

El fiscal Benítez encontró pruebas de connivencia policial en la actividad de la banda y decidió continuar la pesquisa con personal de Gendarmería Nacional.

En su momento fue absuelto por la justicia federal de Formosa, pero luego la Cámara de Casación Penal ha revocado el fallo y determinó en el 2021 que se deben analizar más pruebas que podrían cambiar el veredicto y devolver a prisión al narco comisario recientemente ascendido a sub jefe de la policía de Clorinda. El caso es de 2013 y todavía se sigue investigando.

Los Narco Zapallitos de los sobrinos de Gildo Insfran

Liliana Mabel Tijera Insfrán, sobrina del gobernador de Formosa, esta procesada por el delito de lavado de dinero proveniente del narcotráfico, a partir de la causa judicial de los “narcozapallitos” que investiga el Juzgado Federal de Resistencia (Chaco). Se les comprobó transferencias sin poder justificar por 91 millones de pesos en dos años.

Todo comenzó cuando Gendarmería Nacional interceptó un cargamento de 2.549 kilos de marihuana embalados en cajones de zapallitos que transportaba un camión de la firma “Mayorista Santa Rita”, propiedad de Ávalos y Tijera Insfrán.

Ávalos fue detenido, pero poco después recuperó la libertad, aunque sigue vinculado a la causa, que se encuentra a cargo de la Jueza Federal Zunilda Niremperger.

A partir de aquel operativo de Gendarmería, que se realizó en Laguna Naick Neck, la Justicia Federal tiene en la mira al matrimonio Ávalos-Tijera Insfrán, sobre todo por el espectacular crecimiento.

En dos años de notable enriquecimiento, la pareja Ávalos-Tijera Insfrán compró numerosos vehículos: grandes camiones Iveco, Scania y Ford y también automóviles y camionetas de alta gama.

Por ejemplo, compraron 0Km un Camión IVECO-170E25, un automóvil BMW-X6 3.0D 3,0 D “XDRIVE SPORTIVE” que $1.550.000. Luego otro camión IVECO-180E33 cero kilómetro, que vale otro millón y medio de pesos.
También compraron una camioneta pick up Volkswagen Amarok 2.0td1180 cv 4×4, a nombre de Liliana Mabel Tijera Insfrán. Un vehículo que hoy vale $709.000. Luego adquirieron un camión SCANIA-G360BAX2, a nombre de Santa Rita S.R.L. y dos camionetas Toyota Hilux full.

En 2016 compraron varios vehículos, entre ellos un camión IVECO/180C33ML, a nombre de Jabier Avalos. Este camión vale $1.750.000.

También adquirieron inmuebles en General Belgrano y en la ciudad de Formosa.

Este impresionante crecimiento patrimonial es exhaustivamente investigado por la Justicia Federal. Resulta evidente que durante mucho tiempo la AFIP-DGI tuvo “expresas instrucciones” de no revisar los números del matrimonio Ávalos-Tijera Insfrán.

De lo contrario no se explica cómo pudieron acumular semejante fortuna en poco tiempo, con cuentas bancarias millonarias y compras de vehículos de alta gama, sin que nadie haya preguntado de dónde salió el dinero, que no pudo provenir de la venta minorista de verdura en General Belgrano.

LA POLICIA TIENE RAZÓN EN FORMOSA NO HAY DISPUTA TERRITORIAL DEL NARCOTRAFICO. Está todo bien distribuido

Los casos de narcotráfico con conexión política, complicidad policial e impunidad judicial son muchísimos y todos gravísimos, pero no hay ningún antecedente de enfrentamientos entre las bandas y las mafias del narcotráfico, todos los narco políticos que gozan de protección policial y judicial responden todos «Unidos organizados, esclarecidos y solidarios» al Gildismo provincial.

Evidentemente el director general de Drogas Peligrosas de la Policía de Formosa, comisario general Luis Ángel Pietkiewia, tiene razón «en Formosa no existen grupos narcos que compitan territorialmente por la distribución de la droga«, evidentemente en «El Modelo Formoseño» está todo bien distribuido y protegido, porque en 39 años de gestión justicialista, solo se ataca a los pequeños distribuidores y consumidores, nunca a las grandes organizaciones narcos, que evidentemente gozan de la impunidad y la protección política, policial, judicial.

Comenta aquí