DestacadasPolítica

Volvió a violar su propio Decreto: Fiscal investiga la violación del aforo en el acto con Piqueteros encabezado por Alberto Fernández en la cancha de Chicago

Aníbal Fernández decretó recientemente que el aforo permitido en estadios es del 50%, fue el primero en violar su propio decreto

El acto fue organizado por movimientos sociales. Según estimaron, hubo cerca de 40 mil personas.

«Cabe destacar que según el decreto presidencial, el aforo permitido en estadios es del 50% y que los presidentes de las comisiones directivas de los clubes River y Vélez recibieron imputaciones luego de los partidos disputados el último fin de semana», señala el comunicado difundido por el Ministerio Público Fiscal.

Y agrega: «Los artículos que se investigan son el 205 y 239 del Código Penal, relativos a la violación de medidas contra las pandemias y resistencia a la autoridad, respectivamente».

Al Presidente lo acompañaron en el escenario los principales referentes de los movimientos sociales, Emilio Pérsico y Daniel Menéndez. El primero está a cargo de la secretaría de Economía Social que administra el millón de planes de empleo que el Gobierno quiere «reconvertir en trabajo genuino» en acuerdo con los gremios, detalle que explicó la presencia de Gerardo Martínez, de la UOCRA, el primer sindicato en suscribir un acuerdo en esa línea.

En el palco se agolpan dirigentes del sindicalismo oficialista como Hugo Godoy, de ATE; el referente y diputado de la CCC Juan Carlos Alberto; el piquetero Luis D’Elia, de Miles; y el ex ministro de Desarrollo Social y candidato a diputado Daniel Arroyo.

Polémica por el aforo

El presidente de River Plate, Rodolfo D’Onofrio, y su par de Vélez Sarsfield, Sergio Rapisarda, fueron imputados el lunes, al igual que las comisiones directivas de ambos clubes, por considerar que en los partidos que disputaron sus equipos ante Boca Juniors e Independiente, respectivamente, se excedió considerablemente el aforo permitido en el marco del regreso del público a los estadios.

A ambos se los acusa de violar dos artículos del Código Penal: el 205, que prevé prisión de seis meses a dos años para quien que violare las medidas adoptadas por las autoridades competentes, para impedir la introducción o propagación de una epidemia, y el 239, que propone un castigo de quince días a un año en prisión para el que resistiere o desobedeciere a un funcionario público en el ejercicio legítimo de sus funciones.

Son los mismos artículos por los que se inició ahora la investigación por el acto oficialista en Chicago.

Después de soportar un largo período de abstinencia a raíz de las restricciones impuestas por la pandemia de Covid-19, los estadios -según las disposiciones oficiales- debían tener un aforo máximo de la mitad de su capacidad, aunque en muchos estadios se vio una cantidad muy superior de espectadores, incluso en categorías del Ascenso.

«Si entró más gente de la debida, hay que encontrar al responsable. Porque River tiene toda la tecnología para que eso no suceda», manifestó D’Onofrio en Radio Rivadavia.

Comenta aquí